2-S: Debate de perdedores

Finalizado el debate de investidura, podemos asegurar que ha sido un debate de perdedores. mariano Rajoy no ilusiona, a causa de sus políticas neoliberales que han castigado duramente al pueblo español, encumbrando al poder aun más a las grandes empresas y a la banca nacional. su apelación a la Unidad Nacional ante partidos antiespañoles como el PNV resultan tan insultantes como sus ansias de crear los Estados Unidos de Europa, donde España será un país federado.

Pedro Sánchez tiene abierta la puerta para orquestar el golpe de estado desde el Estado que lleva meses buscando, encaminado a forzar un frente federalista en comunión con Unidos Podemos y los partidos separatistas antiespañoles. Su insistencia en que el aun partido en el gobierno cambie de candidato solo busca la división interna del PP.

A los partidos parlamentarios les da igual llegar a las terceras elecciones porque se las pagamos entre todos los españoles. Ya han anunciado un cambio en la ley electoral para que no sea navideña la fecha de los comicios. El que hace la ley, hace la trampa.

El sistema del 78 es abominable. Ni una sola palabra en dos días de debate sobre el bienestar de los españoles. PP y PSOE han sido los dos partidos que mayor daño han hecho a la Justicia Social en España, a la Unidad Nacional y al bienestar de los españoles. Por eso merecen todo nuestro desprecio. Y por eso debemos generar una alternativa.

Una alternativa económica, el nacionalsindicalismo, donde la banca sea nacionalizada, enmarcada en un proyecto político ilusionante, y donde tenga prioridad el pueblo español, y el bienestar de las familias. Desde Falange española de las JONS nos posicionamos en contra de este sistema neoliberal y de su régimen felipista, continuador de los tejemanejes del monarca anterior. España necesita una revolución. Y es poco probable que venga dada por el triste y cansino mecanismo de las urnas.