La mentira del sueño europeo: la renta en España, como hace 15 años

desempleo-españa1El régimen juancarlista sedujo a los españoles con el señuelo de una gran Europa en la que todos viviríamos felices y en la abundancia. Pero todos los presidentes del Gobierno se guardaron de decir cuánto nos costaría y cómo la íbamos a pagar. Quince años después, el sueño de Europa se ha desmoronado. España tiene una renta media que iguala a la de hace tres lustros, mientras los precios se han disparado. La variación del IPC alcanza el 40,9 % entre enero de 2000 y agosto de 2014.

estos datos tan llamativos significan que caminamos hacia una única dirección: el empobrecimiento progresivo del pueblo español, que nos dirigimos hacia un horizonte casi distópico en el que media docena de grandes multinacionales se llevan la mayor parte de los ingresos de los españoles, mientras nuestras condiciones de vida se acercan al siglo XIX. El presente está perdido: pobreza infantil, hogares sin calefacción, muertes por ingesta de alimentos en mal estado, suicidio por impago de hipotecas, desahucios de familias para engrandecer un parque inmobiliario de más de un millón de viviendas vacías…

La implantación del nacionalsindicalismo como modelo de convivencia traería trabajo digno, remuneración justa y suficiente, y la recuperación de la credibilidad en un proyecto nacional con proyección de futuro.