Deben depurarse responsabilidades políticas por la estafa de las preferentes

La estafa más grande de la Historia de España ha sido perpetrada por las entidades bancarias y cajas de ahorro dirigidas por PP, PSOE, IU, CCOO y UGT entre otros, para estafar a un sector de la población con cierta capacidad de ahorro tras muchos años de trabajo.

Al margen de las disquisiciones legales que se dirimen en la Audiencia Nacional con una diligencia cuestionable, lo cierto es que deben depurarse responsabilidades políticas por la estafa de las preferentes. Resulta incomprensible es que un sujeto tan siniestro como Miguel Angel Fernández Ordoñez, máximo responsable del Banco de España haya quedado libre de sospecha, cuando es comúnmente sabido que estaba alertado por sus subordinados de este turbio asunto, y no movió un solo dedo para evitar que miles de familias se vieran abocadas a la ruina.

Resulta inadmisible, que partidos polilicos y sindicatos que dirigían y administraban las cajas de ahorros puedan seguir representando al mismo pueblo español al que han estafado, condenándoles a la ruina y la miseria, para financiar sus grandes pensiones multimillonarias, cometiendo graves delitos como estafa, apropiación indebida, publicidad engañosa, administración fraudulenta y maquinación para alterar el precio de las cosas, haciendo que este caso se haya convertido, además de en un escándalo, en el caso más grande de estafa de la historia de España.

Por ello, como tras cada caso de corrupción que tiene lugar en España, debería investigarse el destino de ese dinero, que nunca aparece y nunca se devuelve, y que podría haber estando financiando a numerosos partidos políticos y sindicatos. La duda es razonable. Los antecedentes de estafa y corrupción por parte de PP, PSOE, IU, CCOO y UGT también (Trama Gürtel, Caso Filesa, EREs de Andalucía, Cooperativas PSV etc…).

¡Basta de estafas!
¡Basta de corrupción!
¡Basta de partidos y sindicatos Subvencionados!
¡Por una nueva Política digna de los españoles!