FE JONS contra el golpismo en Ucrania y por la Paz

El “gobierno” autoproclamado en Kiev es ilegal

Ante los sucesos ocurridos en Ucrania, a partir de unas protestas ocurridas hace unas semanas, que desembocaron en un grosero golpe de Estado sangriento apoyado por los países de la OTAN, la UE y los Estados Unidos, contra el Gobierno que, con más o menos defectos, fue elegido democráticamente por el pueblo ucraniano, lo que ha llevado a una situación internacional prebélica; Falange Española de las JONS quiere comunicar a la opinión pública:

1. Que las legítimas protestas iniciales de ciudadanos de Kiev fueron sobrepasadas y utilizadas por grupos extremistas apoyados, organizados, entrenados y armados por el entramado de las organizaciones de países de la OTAN.

2. Que todo lo ocurrido obedeció a un plan orquestado por esos mismos países, con claros intereses económicos y geopolíticos en Ucrania. Una injerencia a todas luces incompatible con el Derecho Internacional. Siendo esos países los responsables últimos de la violencia y la sangre derramada o que pueda derramarse a partir de ahora.

3. Que el objetivo de derrocar al gobierno democrático se consiguió violentando física e ilegalmente el orden constitucional ucraniano y rompiendo las normas de juego vigentes hasta ahora en dicha nación eslava.

4. Que las bandas golpistas que se han hecho con el poder han llevado a cabo, como primeras medidas de gobierno, la prohibición del idioma ruso y por tanto la persecución de la población prorrusa y de otras minorías, de los oponentes políticos y religiosos, hasta el punto que la población rusófona ha tenido que pedir desesperadamente ayuda a Rusia.

5. Falange Española de las JONS entiende finalmente que la solución al
conflicto pasa por el abandono del poder ocupado ilegalmente por las bandas golpistas pro-OTAN. De no hacerlo, se hará inevitable la intervención militar de la Federación de Rusia en defensa de sus intereses nacionales y de las minorías rusas en Ucrania para evitar mayores derramamientos de sangre, una guerra civil y un posible conflicto internacional de proporciones difíciles de prever, que como siempre tendrá a la inocente población civil su víctima más señalada.

Falange Española de las JONS