9-N: El circo está servido

imagenArtur Mas mantiene su actitud desafiante tras haberse hecho públicamente responsable del circo montado en torno al 9N. El PP ha sido cómplice, pues ha permitido perpetrar este irrisorio espectáculo, tolerando la malversación de dinero público de la comunidad autónoma y la prevaricación que sus principales responsables han cometido, mientras que los falangistas y patriotas que hemos protestado en diferentes ocasiones, hemos sido señalados, identificados y multados por la policía. Los españoles debemos aguantar una vez más, el oprobio y la vergüenza de ver como los enemigos de España vuelven a salirse con la suya, y cómo aquellos que la defendemos, somos estigmatizados públicamente.
Pese a que ha habido algunos incidentes durante la jornada de hoy, el miedo a las actuaciones de la policía política autonómica ha hecho que muchos catalanes que sienten España, no salgan a protestar, especialmente en pueblos pequeños.
Los falangistas volvemos a gritar que todas y cada una de las seis mil urnas de cartón de la consulta deben ser quemadas y destruidas. La autonomía catalana tiene que ser suspendida por el gobierno, y sus representantes autonómicos deben ser puestos a disposición de la Justicia.
Pero esto no se va a realizar porque el PP no puede prescindir de un importante potencial socio de gobierno como es CiU. Pedro Arriola del PP, José Enrique Serrano por el PSOE y Joan Rigol por CiU, han mantenido conversaciones secretas desde antes de que se fijara la fecha de la consulta separatista del 9N.La estrategia del PP ha sido la de tolerar una consulta descafeinada, teniendo la vista puesta en las elecciones generales de 2016, para la que necesitará el apoyo de PNV y PSOE frente a la pinza que ejercerá la extrema izquierda con PSOE, IU y Podemos.Por eso Mariano Rajoy. una vez más, la estrategia electoral del PP tiene más peso que defender lel honor de los millones de españoles que se han sentido insultante el ejercicio incívico de Artur Mas y aquellos que han hecho posible, desde el PSC hasta ERC, el grotesco espectáculo que Cataluña ofrece hoy al mundo.
Mañana habrá resaca electoral. Se barajará la cifra de los dos millones de votantes de un total de 7 millones de habitantes.Todos sabemos que solo vota quien está a favor de romper España, y sabemos también que el censo ha sido manipulado. Pero no importa. Los medios se quedarán en la anécdota, en que es posible una salida negociada a una situación creada unilateralmente por los separatistas. Y al final habrá concesiones, acordadas con la derecha española y el beneplácito de un rey alfeñique, vuelve a hacer gala de su borbonismo más genuino.