FE de las JONS de Ávila con los brigadistas anti-incendios

incendiosNota de prensa de FE de las JONS Avila

Ante la política de recortes en la Prevención y Extinción de Incendios forestales acaecida en Castilla y León y más en concreto en la provincia de Ávila, varios miembros de las brigadas de tierra o brigadas de labores preventivas de incendios (BRIF) de la provincia de Ávila se han puesto en contacto con Falange Española de las JONS para transmitirnos sus quejas y comentarnos cómo es el día a día de estas personas.

Las BRIF están preocupadas por la gestión que se está haciendo por parte de la Junta de Castilla y León en materia de “Prevención y Extinción de Incendios Forestales”. Ya en 2012 se hizo un recorte del 10% en el plan de prevención, que afectaba a la provincia de Ávila en la disminución de 22 a 17 las brigadas de tierra en la provincia de Ávila y la reducción del sueldo por guardia trabajada.

De la misma manera nos comunican que desde hace 2 años las tareas de limpieza en el monte se han reducido o se han eliminado exclusivamente para dedicarse a la limpieza y conservación de caminos.

La organización del trabajo también ha cambiado debido a los recortes. Y es que la jornada laboral ya no está distribuida en 4 horas de limpieza y 4 horas de guardia, sino que las 8 horas están dedicadas enteras al trabajo manual y después deben seguir con la jornada hasta cumplir las 24 horas (sólo si el personal esté de guardia). Los brigadistas nos informan que la mayoría de las veces en que hay un incendio lo afrontan con las fuerzas físicas mermadas, conllevando un grave peligro para el trabajador en particular y la cuadrilla en general.

Los falangistas abogamos para que la jornada laboral se organice en función del peligro real de incendio que haya en una zona concreta y no en la totalidad de la provincia, de tal manera podremos reorganizar de manera más eficiente a los efectivos movilizados de dicha zona y no tener movilizado a todo el personal de la provincia, ahorrándonos así un gasto innecesario.

De la misma manera, a los falangistas abulenses nos preocupa que el mando de las operaciones de las BRIF estén ocupadas exclusivamente por personal con formación forestal universitaria. Apostamos por que los brigadistas y los guardias forestales puedan tener acceso a esas plazas, ya que ellos son los mejores conocedores de dicho trabajo y pueden aportar mejores soluciones a la Política de Prevención y Extinción de Incendios Forestales.

Desde Falange Españolas de las JONS de Ávila creemos que en ciertas partidas presupuestarias no puede haber recortes. En materia de prevención de incendios forestales lo ha habido y ya hemos podido ver durante este año las consecuencias en Tornadizos o en Navacepedilla.
Exigimos que las condiciones laborales de los brigadistas sean las óptimas para que puedan desarrollar su actividad de la mejor forma posible, ya que ellos son los únicos que velan por la conservación del medio ambiente en nuestra provincia.